Forastero

NOTICIAS

| 21 may 2014

Desde la cuna del vino, al país y al mundo

Nieto Senetiner tiene 350 hectáreas de viñedos en Luján de Cuyo, Mendoza, que empezaron a producir hace más de un siglo.

En 1969, la bodega fundada por inmigrantes pasó a manos de la familia Nieto Senetiner, y en 1998 se incorporó al Grupo de Negocios de Molinos Río de la Plata, de la familia Perez Companc.

En 2013, la bodega facturó unos u$s 70 millones y espera hacer crecer ese número un 8% este año.

Nieto Senetiner está en el segundo puesto del ránking nacional por su volumen de ventas, con un ‘share’ del 11%. Del total, las marcas Nieto Senetiner (incluyendo el champagne) y Benjamin concentran el 35% cada una, mientas que la apuesta más reciente, Emilia, tiene una participación del 20% en las ventas de la firma. Los vinos de alta gama de la bodega, Cadus y Don Nicanor, representan un 7% del total.
La facturación por exportaciones alcanzó los u$s 11 millones en 2013, y desde la compañía esperan un incremento del 15% en ese valor durante 2014, impulsado principalmente por algunos destinos latinoamericanos y el relanzamiento de sus marcas en los Estados Unidos, a partir del cambio de su importador, que ahora es Foley Family Wines.

Fuente: elcronista.com

NEWSLETTER

Todas las promociones y ofertas en tu correo

© Copyright El Forastero 2013 - Todos los derechos reservados.
Vorknews Sistema para diarios online